infoalergico.com - ¿Porqué nunca debemos taparnos la nariz al estornudar...?

Suscríbete gratis a nuestro Boletín semanal y recibe las últimas noticias relacionadas con el mundo de los alérgicos.

¿Porqué nunca debemos taparnos la nariz al estornudar...?

Todos hemos estornudado en algún momento y, al hacerlo, solemos cerrar los ojos, contraemos los músculos del oído y, en ocasiones, nos tapamos la nariz de manera refleja. Sin embargo, esto último no es nada bueno...

 

El estornudo es un acto reflejo que sirve para limpiar nuestro organismo, y por lo tanto nunca debemos taparnos la nariz al hacerlo. Todo lo que provoque una irritación de la fosa nasal pue provocar el estornudo, y los casos más frecuentes suelen ser desde las infecciones respiratorias, a la exposición a sustancias que  provocan alergia, así como irritantes físicos como el humo o, incluso, los cambios de temperatura.

Según cuenta el neumólogo Gustavo de Luiz, "uno de los casos más curiosos es cuando nos exponemos a una luz brillante, que nos estimula la retina y eso nos puede povocar el estornudo". De esta manera, cuando estornudamos, se producen una serie de mecanismos en nuestro cuerpo que se puede decir que son complejos y rápidos, y "se producen muchas cosas en muy poco tiempo", según asegura De Luiz, que añade que "cuando estornudamos es un acto reflejo que provoca que inhalemos súbitamente una gran cantidad de aire, unos dos litros y medio aproximadamente, que cuando llega a los pulmones provoca una elevación abdominal que provoca una contracción de los pulmones que hace que el aire salga a gran velocidad".

El aire que expulsamos en un estornudo puede llegar a alcanzar los 120 kilómetros por hora. "Para que nos hagamos una idea, si utilizaramos la escala que se utiliza en navegación para medir la fuerza del viento, esto equivaldría a una temporal" asegura el doctor De Luiz, quien indica que no es bueno taparse la nariz cuando se estornuda, porque ese acto cumple con una función de limpieza, de modo que "el estornudo sirve para arrastrar las partículas extrañas que existen en la mucosa nasal, por lo tanto si nos tapaos la nariz estamos evitando esa limpieza y favorecemos que esos gérmenes se diseminen a otras zonas de nuestro cuerpo y puedan producir o agravar infecciones", asegura.

Además, el esornudo es un mecanismo muy brusco, en el que lo que hacemos al tapar la naríz es aumentar la presión que puede provocar problemas vasculares, inlflamación, mareo, dolores de cabeza o de oído.

Por contra, lo que tenemos es que facilitar el estornudo y por lo tanto es bueno cuando lo hacemos, abrir tanto la boca como la nariz. Algunas personas hacen un ruido tremendo al estorndar y otras no, pero lo que nadie puede hacer es estornudar con los ojos abiertos.

Segín afirma el doctor Gustavo de Luiz, "hay tantos tipos de estornudos como personas, y todo depende de la persona, pero no es lo mismo estornudar cuando estamos solos en casa, que en una reunión con nuesto jefe".

Así las cosas, el doctor asegura que él ha intentado mantener los ojos abiertos al estornudar y dice que nunca lo ha conseguido. "Es un acto reflejo, y cuando el aire sube de forma súbita del pulmón a la nariz, lo que se produce es un aumento de la presión muscular y puede llegar a desplazar el globo ocular hacia delante, por tanto cerrar los ojos es un mecanismo de protección", ha asegurado.

BLOG COMMENTS POWERED BY DISQUS

Organizaciones