Suscríbete gratis a nuestro Boletín semanal y recibe las últimas noticias relacionadas con el mundo de los alérgicos.

¿Cómo conseguir que te afecte menos la alergia primaveral...?

Las personas que padecen alergia, con la llegada de la primavera empiezan a sufrir numerosos síntomas en forma de reacciones que no suelen ser peligrosas, pero que resultan molestas en el día a día. Además, el cambio climático ha provocado que la época de alergias se adelante, ya que se han alterado los periodos de floración de algunas plantas y los niveles de polen y de otras sustancias aumentan ya en invierno.

 

Esta situación provoca que los alérgicos pueden notar los síntomas más típicos desde finales del invierno hasta que comienza el verano, en forma de estornudos, picor de la nariz y ojos o cansancio, que cada vez son achaques menos estacionale, por lo que se hace necesario conocer las recomendaciones  a la hora de aliviar los síntomas.

Por este motivo, a continuación mostramos algunos trucos para que la alergia te afecte menos, elaborados a partir de una serie de recomendaciones difundidas por la Sociedad Española de Alergología e inmunología clínica (SEAIC).

  • Evitar ir al campo

Los días en los que haya más concentración de polen y sustancias que provocan alergia no es bueno acudir al campo. Si tus síntomas suelen ser muy molestos conviene evitar estas salidas durante la primavera. Las actividades al aire libre tampoco son recomendables cuando el nivel de polen es elevado en tu ciudad, de manera que si reduces el contacto con los alérgenos, las reacciones que vas a notar serán más llevaderas.

  • Usar la tecnología

Si conoces los niveles de polen y de las sustancias que te provocan alergia conseguirás evitar las zonas y los días que pueden tener mayor peligro, y para ello existen varias aplicaciones móviles que ofrecen esta información. Estas apps publican datos sobre las zonas en las que más cantidad de alérgenos hay de forma diaria, de modo que se hace mucho más sencillo no transitar por estos lugares o extremar las precauciones cuando sea necesario.

  • Convertir el hogar en un refugio contra la alergia

Cerrar las ventanas, ventilar la vivienda al mediodía y por poco tiempo y mantener una limpieza muy estricta, son trucos que no puedes dejar pasar para que no se acumule el polen en las estancias de tu casa y tener así menos contacto con este tipo de alérgenos.

  • Aprovechar las medidas contra el coronavirus

El uso de mascarilla es de gran ayuda para aliviar los síntomas de la alergia, y aunque siempre ha sido una recomendación a tener en cuenta, este año la pandemia de coronavirus ha generalizado su uso y los beneficios serán importantes para los alérgicos. La mascarilla debe cubrir totalmente la nariz y la boca, ya que si no está bien ajustada la eficacia se reduce. Las mejores mascarillas para la alergia son las de tipo FFP2, ya que son las que protegen a aquel que las lleva puestas.

  • Tener cuidado cuando se viaja en coche

Ocurre lo mismo que en casa, es decir, si las ventanillas están abiertas, los alérgenos se pueden colar en el vehículo y provocar reacciones. Además, mantener el coche limpio también será esencial.

  • Cambiar de ropa varias veces al día

La ropa también influye en cómo te puede afectar la alergia, y si sales mucho a la calle es algo básico. En este sentido, la SEAIC recomienda que cada vez que llegues a casa te cambies de ropa, ya que el polen puede adherirse al tejido, y cuando esto ocurre las posibilidades de empezar a notar los síntomas se hacen más elevadas. Una buena ducha después de llegar de la calle también se convierte en una buena recomendación en este sentido.

  • Tener precaución con el jardín

Padecer alergia y tener jardín puede convertirse en una trampa si no sabes cómo cuidarlo. De esta manera, la SEAIC recomienda no cortar el césped ni podar en días de alta polinización... y para saber qué días son estos, siempre puedes utilizar las aplicaciones recomendadas con anterioridad.

  • No abusar de los medicamentos

Las reacciones alérgicas pueden convertirse en un verdadero tormento, pero tomar más pastillas de lo normal no va a solucionar el problema, e incluso puede llegar a causarte daño. Por eso es necesario seguir al pie de la letra las instrucciones de la receta y no tomar medicamentos sin el consejo previo de tu médico.

  • Acudir a un especialista si es necesario

Si nunca has acudido a un alergólogo, ahora puede ser un buen momento. Gracias a las pruebas de diagnóstico, este especialista puede saber a que sustancias eres alérgico y de esta manera recetarte un tratamiento mucho más efectivo. La SEAIC recomienda pedir cita con el alergólogo para instaurar un tratamiento integral que se enfoque directamente a combatir la causa de la alergia.

BLOG COMMENTS POWERED BY DISQUS

Organizaciones