infoalergico.com - Polémica por una fábrica que provoca casos de alergia y migraña, y lluvia de ceniza en Villarrobledo (Albacete)

Suscríbete gratis a nuestro Boletín semanal y recibe las últimas noticias relacionadas con el mundo de los alérgicos.

Polémica por una fábrica que provoca casos de alergia y migraña, y lluvia de ceniza en Villarrobledo (Albacete)

La localidad albaceteña de Villarrobledo cuenta con una la alcoholera que cohabita con los vecinos de un barrio en el que viven más de 4.000 personas, y en el que hay tres institutos de enseñanza secundaria, la escuela de educación especial, otro colegio de primaria, dos guarderías infantiles y el centro médico. El caso es que a escasos metros de  estas instalaciones está también la chimenea de esta industria de la que sale un espeso humo oscuro de manera constante que ha generado un conflicto socioambiental sin precedentes.

 

Los vecinos de est barrio se quejan de las emisiones de CO2 y la lluvia de ceniza que tiñe de negro las fachadas de sus casas, un problema que se agrava en verano con la llegada de las altas temperaturas, y con los malos olores que emanan de las vinazas de la alcoholera.

Hace tiempo, el Ayuntamiento de la localidad intentó poner fin a este conflicto recalificando a coste cero 84.972 metros cuadrados de terrenos rústicos propiedad de la empresa, con el compromiso de que trasladara allí su actividad. Los dueños de la fábrica aceptaron el acuerdo y comenzaron a edificar en los nuevos terrenos, situados a unos 5 kilómetros del pueblo. Sin embargo, no cerraron las viejas instalaciones y se limitaron a duplicar su actividad ante el asombro del consistorio y de todos los vecinos. Desde entonces, han pasado 17 años y ningún partido político ha conseguido que la empresa cumpliera con su compromiso

El caso es que los testimonios de los vecinos ponen los pelos de punta, con declaraciones de los vecinos que exlican que "en verano, a partir de las once de la noche, deben de abrir o remover las vinazas… y te da un vuelco el corazón. En cuestión de segundos nos invade un olor que se mastica", mientras que otros afirmas que "el hollín se pega en las fachadas, en las persianas, en los techos de los coches…" y se preguntan "¿cómo estarán nuestros pulmones y los de nuestros niños?".

El caso es que las quejas de las personas que conviven con esta industria tóxica no son suficientes para movilizar a las administraciones públicas, y lo único que ha hecho el gobierno regional de Castilla-La Mancha, después de reiteradas peticiones por parte del Ayuntamiento, ha sido colocar una estación de medición de la calidad del aire, que curiosamente tuvo lugar coincidiendo con el periodo navideño y el temporal Filomena, las semanas de menor actividad en la fábrica.

Desde el departamento de Biología del IES Virrey de Morcillo, situado a pocos metros de la chimenea de la alcoholera, creen estas emisiones son contaminantes, y afirman que "a raíz de la pandemia por el covid, en el centro decidimos comprar un par de medidores de CO2 para controlar la calidad del aire dentro de las aulas, y saber cada cuánto tiempo ventilar. El caso es que también decidimos medir la calidad del aire de la calle, dado que había que abrir las ventanas y queríamos saber qué iba a entrar… Los resultados de la medición que hicimos en marzo de este año fueron de entre 460 y 800 partes por millón. Eso significa que la calidad del aire de fuera es mala, peor que la de dentro".

Con todo, lo que más preocupa es que el índice de alergias, migrañas, asma y otros problemas respiratorios está disparado entre los chavales de Villarrobledo, y no solo entre los más jóvenes.

El conflicto social se volvió a visibilizar con fuerza tras las elecciones municipales de 2015, cuando Se puede Villarrobledo (coalición de Podemos y Equo) entró en el Ayuntamiento, consiguió que se aprobara en pleno una moción por la que se instaba a la empresa a finalizar el traslado en 18 meses. La respuesta de los propietarios de la fábrica fue llevar a juicio al Ayuntamiento, un juicio que han ganado y que el consistorio debe recurrir.

El equipo de gobierno actual, encabezado por el PP desde 2019, no es partidario de la vía judicial para resolver el problema. "Es mejor un mal acuerdo que un buen juicio", asevera Amalia Gutiérrez, la tercera teniente de alcalde y responsable del área de Economía, Patrimonio y Agricultura. Pero más allá de las formas, Gutiérrez reconoce que este tipo de industrias genera una "actividad molesta", que incluye también un incremento altísimo del tráfico de vehículos pesados en una zona cuajada de colegios e institutos.

Pese a la disparidad de criterios acerca de cómo deben hacerse las cosas, todos los grupos políticos de Villarrobledo coinciden en que la fábrica se tiene que trasladar, y en que es una cuestión de dinero que no lo hayan hecho ya. Prueba de ello es que la Viuda de Joaquín Ortega ha solicitado hasta en tres ocasiones las subvenciones FOCAL que otorga la Consejería de Agricultura de Castilla-La Mancha.

 

BLOG COMMENTS POWERED BY DISQUS

Instituciones